Seis ex prefectos fueron condenados hoy con penas de hasta 10 años de prisión por torturar a dos jóvenes integrantes del colectivo La Garganta Poderosa en la villa Zabaleta del barrio porteño de Barracas en septiembre de 2016.

A casi dos años de ocurrido el hecho, este viernes el Tribunal Oral en lo Criminal N° 9 condenó a los ex prefectos Leandro Antúnez, Osvaldo Ertel y Orlando Benítez a una pena de 10 años y seis meses de prisión; mientras dictó la pena de 8 años y 11 meses a Eduardo Sandoval, Yamil Marsilli, y Ramón F. Falcón.

El hecho ocurrió el 24 de septiembre de 2016, cuando detuvieron y torturaron a Iván Navarro y Ezequiel Villanueva Moya.

Los seis ex prefectos fueron considerados culpables por los delitos de imposición de torturas, privación ilegítima de la libertad, lesiones leves, robo agravado y calificado por uso de armas de fuego y por haber sido cometidos por miembros de las fuerzas de seguridad.

Además, el tribunal dictaminó que ninguno de los ahora condenados podrá volver a ejercer un cargo público.

DnpuA8DWsAAQig6

“Con la condena a los seis prefectos me siento mucho más tranquilo, porque hoy empieza a borrarse un nudo en la panza que llevo desde hace dos años. Ojalá que este fallo influya en el barrio para que las Fuerzas de Seguridad se den cuenta de que a los pibes de las villas sí nos reclaman. Y que no tienen que pisotearnos, Nunca Más”, dijo Iván Navarro, una de las víctimas.

El ministerio de Seguridad de la Nación había dispuesto en octubre de aquél año darle de baja a los efectivos imputados.

DEJÁ TU COMENTARIO