El Arzobispo de la provincia de Salta, Monseñor Mario Antonio Cargnello, se pronunció en contra de la decisión que finalmente adoptó el Gobernador Juan Manuel Urtubey al habilitar la posibilidad de abortar a una niña de 10 años que fue violada por su padrastro y quedó embarazada.

Durante su homilía de Corpus Christi celebrada este lunes, el sacerdote hizo polémicas declaraciones en apoyo de la supuesta decisión de la menor y su madre de tener al niño fruto de un abuso intrafamiliar.

“Si la niña asume desde la fragilidad de sus pocos años una decisión así, ¿es más o menos libre? La historia es testigo de tantos gestos heroicos de niños que hicieron callar a poderosos de turno. ¿Por qué negarle esa capacidad a nuestra comprovinciana? ¿Porque es pobre?”, preguntó retóricamente el cura.

Mons Cargnello Juan Manuel Urtubey 1920 2

Y continuó: “Acompañémosla respetando su decisión, ahora y cuando lo necesite. Eso es humanizar los vínculos, apoyar a los que necesitan”.

La semana pasada, durante el tedeum del 25 de mayo realizado en la Catedral salteña, Cargnello había pedido “que se juzgue al violador y se lo condene, no al inocente”, refiriéndose al embrión.

En la primera fila lo escuchaba atentamente Urtubey, que forzado por las masivas críticas que recibió al pronunciarse en contra del aborto, incluso en el caso de la niña violada, acababa de firmar un decreto para eliminar las restricciones de la ley provincial para las prácticas a embarazadas producto de una violación o cuando esté en riesgo su vida.

Mons Cargnello Juan Manuel Urtubey 1920 1

Al salir del templo, el mandatario respondió: “La posición de la Iglesia es clarísima. Nosotros tenemos que gobernar para todos los argentinos”.

El caso de la niña de diez años violada por su padrastro generó una polémica y el rechazo de las actrices que participan de la campaña por la legalización, cuyo proyecto se debate por estos días en el Congreso Nacional.

De todos modos, el decreto de Urtubey llega después de que la nena y su mamá ya habían anticipado su decisión de seguir adelante con el embarazo.

Urtubey comunicó la medida en su cuenta de Twitter y así Salta terminó adhiriendo a un protocolo elaborado en 2015 de acuerdo a un fallo de la Corte Suprema de Justicia de 2012.

El protocolo que hasta ahora regía en Salta había sido una consecuencia de un fallo de la Corte Suprema de la Nación, el de 2012, que buscó terminar con la judicialización de los casos de aborto no punible.

Sin embargo, ese protocolo fijaba un tope de 12 semanas para acceder al procedimiento. Esa fue la razón por la cual a la nena no se le practicó el aborto, ya que su embarazo estaba en la semana 19.

Actrices de la campaña por el aborto legal y la Fundación Huésped son algunos de los que comenzaron a manifestar su indignación en las redes sociales por el caso.

La Fundación Huésped escribió en su cuenta “mientras se discute el #AbortoLegal se le niega la interrupción de su embarazo a una nena de 10 años violada por su padrastro.”

 

DEJÁ TU COMENTARIO